miércoles, 25 de junio de 2014

Diferencias entre el coaching y la psicología

Si te gusta la psicología, seguramente en muchas ocasiones habrás oído acerca del coaching y puede que un par de preguntas aparezcan en tu cabeza. ¿Qué es eso exactamente? Y, ¿en qué se diferencia de la psicología? Para aclarar un poco el tema, veamos lo que es... Según la definición que da la todopoderosa Wikipedia:

"Coaching (AFI: [ˈkoʊtʃɪŋ], anglicismo que procede del verbo inglés to coach, «entrenar») es un método que consiste en acompañar, instruir y entrenar a una persona o a un grupo de ellas, con el objetivo de conseguir alguna meta o de desarrollar habilidades específicas."

Visto lo que ahí aparece, ¿qué cosas distintas hay entonces con respecto a la psicología? Hay un montón de gente diciendo en la red y fuera de ella que lo que ellos hacen es coaching y NO PSICOLOGÍA. Pues muy bien, ¡para ellos la niña bonita! El coaching ES PSICOLOGÍA, diga lo de que diga toda esa gente. Veamos por ejemplo el siguiente vídeo...



Aparentemente son disciplinas que no tienen nada que ver según se nos dice por parte de algunos profesionales del sector pero se abordan las mismas cuestiones que se trabajan en la psicología de toda la vida. Las técnicas, SON LAS MISMAS y SE ABORDAN LOS MISMOS ASPECTOS. 

Digan lo que digan, si hay matices como para decir que son cosas distintas, yo por lo menos no los veo... Bueno sí, la psicología es más amplia, abarca más ámbitos que el aplicado en el entrenamiento personal. Por lo demás... parecen al menos tan diferentes como lo son el cava del champagne. 

En esta dirección se puede consultar un excelente artículo donde habla de este mismo tema precisamente, titulado "¿La psicología es al coaching lo que el cocido a la fast food?". Está muy interesante.

Fuentes:
Wikipedia
Blog de Yoriento

2 comentarios:

  1. Interesantísimo, al final sólo es una cuestión de terminología...y es que lo de Coaching suena más IN.

    ResponderEliminar

Cierra los ojos un momento y piensa en lo que interpretaremos los demás cuando leamos lo que has escrito antes de darle a publicar, teniendo en cuenta que no estamos en tu mente...